Diferencias entre el hierro y el acero

941 13 13 88
Diferencias entre el hierro y el acero

Las empresas dedicadas a los trabajos de calderería en La Rioja trabajan habitualmente con diversos materiales, como el hierro o el acero. Son muchas las personas que normalmente confunden estos dos materiales. Si bien es cierto que están muy relacionados, son dos materiales completamente distintos y cuyas prestaciones también son distintas.

Lo mejor es comenzar por el principio. El hierro es un elemento que está presente en la naturaleza de diversas formas, mientras que el acero es una aleación de hierro y carbono. Se conoce el mineral de hierro desde la antigüedad, hay pruebas de su uso desde al menos el año 1.200 antes de nuestra era, aunque hay indicios de que utilizaba incluso antes. El hierro se obtiene del mineral de hierro puro. Este se obtiene reduciendo el óxido férrico presente en el mineral con temperaturas superiores a los 1.000 grados. En la antigüedad, como no se alcanzaban esas temperaturas, se formaba una masa blanda de hierro que debía ser modelada a golpes. 

El acero, por su parte, es una aleación de hierro y carbono. Hasta hace relativamente poco tiempo no era conocido, pues para su fabricación se debe conseguir la total fundición del hierro, y eso no se consiguió hasta hace unos pocos siglos. El acero se funde y se le añade carbono en una proporción que oscila entre el 0.2 % y el 2.14 % del total. En la actualidad, también se le añaden otros materiales, como tungsteno o cromo, según las características que se le quieran añadir. Este acero es una de las principales materias primas que se utilizan en los trabajos de calderería en La Rioja.

El acero es un material con muchas ventajas respecto al hierro, más versátil y resistente, por ejemplo, a la oxidación, por eso lo utilizamos en mayores cantidades en Oxicor Ochogar, S.a.

haz clic para copiar mailmail copiado